Viajando por Europa, pide tu tarjeta sanitaria europea.

 

Si viaja al extranjero no olvide que tiene a su disposición la tarjeta sanitaria europea que otorga a su titular el derecho a recibir las prestaciones sanitarias que sean necesarias, desde un punto de vista médico, en el país de destino, en igualdad de condiciones que los asegurados de dicho país. Su ámbito de aplicación incluye los 28 países integrantes de la Unión Europea, teniendo en cuenta la naturaleza de las prestaciones y la duración prevista de la estancia. 

 

La Tarjeta Sanitaria Europea es individual y certifica el derecho de su titular a recibir las prestaciones sanitarias que sean necesarias desde un punto de vista médico, durante una estancia temporal en cualquiera de los países integrantes de la Unión Europea (Alemania, Austria, Bélgica, Bulgaria, Chipre, Croacia, Dinamarca, Eslovaquia, Eslovenia, Estonia, Finlandia, Francia, Grecia, Hungría, Irlanda, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta, Países Bajos, Polonia, Portugal, Reino Unido, República Checa, Rumanía, Suecia), del Espacio Económico Europeo (Islandia, Liechtenstein, Noruega) y Suiza, teniendo en cuenta la naturaleza de las prestaciones y la duración prevista de la estancia. La Tarjeta Sanitaria Europea es válida desde su recepción hasta la fecha de expiración que consta en la misma. La asistencia sanitaria se recibirá en igualdad de condiciones con los asegurados del país al que se desplaza.

La tarjeta sanitaria europea puede solicitarse en la web de la Seguridad Social

 

ImprimirEmail