Por una movilidad más sostenible

Esta encuesta del Eurobarómetro, realizada a petición de la Dirección General de Movilidad y Transportes de la Comisión Europea, se llevó a cabo teniendo en cuenta los datos recabados de 25.570 personas procedentes de los 27 Estados miembros. En general, los datos obtenidos muestran que los ciudadanos europeos siguen respaldando medidas ecológicas y estarían dispuestos a realizar cambios en sus costumbres para potenciarlas.

moto

La mayoría de los automovilistas (66%) encuestados dice que podría transigir en lo referido al tamaño del coche para reducir las emisiones y el 62% declara lo mismo sobre el alcance del coche, esto es, la distancia que se puede conducir sin necesidad de repostar o de recargar el vehículo.

Más de la mitad de los encuestados (60%) también estaría dispuesta a pagar más por su coche si eso contribuyera a reducir las emisiones.

Además, la mitad de los ciudadanos de la UE declara que estaría de acuerdo con que los impuestos existentes sobre los vehículos se sustituyeran por nuevos sistemas de tarificación que tuviesen en cuenta el uso real del coche. Esos sistemas son todavía más populares entre los automovilistas, ya que el 53% apoya la sustitución de los impuestos existentes sobre los vehículos.

Fiabilidad, frecuencia e intermodalidad, valores necesarios del transporte público

Por otro lado, una amplia mayoría (71%) de automovilistas cree que el transporte público no es tan práctico como conducir, y un porcentaje similar (72%) de automovilistas indica que la falta de conexiones les impide usar el transporte público (el 49% lo señaló como factor muy importante). La baja frecuencia de los servicios la considera importante el 64 % de los automovilistas y el 54% hace hincapié en el carácter poco fiable del transporte público.

Se preguntó a las personas que usan su coche diariamente qué les haría recurrir también a otros modos de transporte. Aproximadamente dos tercios (65%) declaran que se lo pensarían si fuera más fácil cambiar de un modo de transporte a otro, el 52% se sentiría tentado si hubiera mejor información on-line sobre los horarios, el 47% lo consideraría si las terminales fueran más atractivas y el 38%, si fuera posible comprar los billetes en línea.

Casi tres cuartas partes de los ciudadanos de la UE (71%) dicen que se pensarían usar el transporte público con más frecuencia si fuera posible comprar un único billete que sirviera para todos los modos de transporte posibles; los automovilistas también se muestran muy partidarios de esta idea (66%).

Imprimir